domingo, 12 de abril de 2009

Azar o silencio

la ultima mata

La foto es mía; el poema, de Juan Cristobal... el reloj es de todos.

Eclipse en azul

eclipse en azul

Pasos atravez de un sueño, abrazos de frío. Golpe nocturno que despierta la curiosidad del imsomne. Deberías ser sombra, silueta o recorte moviendose con velocidad sonámbula pero los pequeños privilegios de un nictálope casi pueden revelar tu cara.

miércoles, 8 de abril de 2009

Desde tu orilla

desde tu orilla

"Estuve ahí ¿no me viste? Arrojé una moneda sin valor para que salpique en tu expresión de curioso. Bajo el agua te enredé una pierna para que conozcas mi rostro. Te mostré la soledad del abrazo más hermoso. Hasta te ofrecí los filos de la luna más mortal para ver por dentro a tus enemigos. Ahora soy nube y voy a seguirte bailando."

Nina: ¿En que piensas, Kolya?
Kolya: En que esa nube nos esta mirando raro.

domingo, 5 de abril de 2009

María en el olvido

paisaje marino

Pensaste encontrar un puerto, una tarde donde balancear los extremos mojados del vestido. Al llegar todo se habia ido: el puerto, la barca y los años cumplidos.

miércoles, 1 de abril de 2009

La espada de Miguel

la espada de miguel

Éramos fuertes. Cada batalla narrada sobre la piel tenza de los brazos y la voluntad del cielo sudando con nuestras frentes. Ni huestes abismales ni añagaza humana te empujaron las rodillas hasta tocar, como hoy, el suelo. Esconde tu nombre y tu aliento, vuela al desierto. Desde hoy sólo tu cuidas tu espalda porque así, en el cielo como en la tierra, te traicionó tú propia espada . (del cortometraje "El Ángel vencido")

martes, 24 de marzo de 2009

Encuentro de Lucía y el Gandul

Kolya y Lucia


Algún tiempo atrás... Ahora, sin lugar donde escribir ni dejar flores que se rieguen a diario, tampoco ha llegado la fortuna.

domingo, 1 de marzo de 2009

Ofrenda de mar

ofrenda de mar

Signos de mar, de espera y despedida. Calor sobre una costa y un cuerpo que mira lejanías. Será del frío que nazca el encuentro a espaldas de una ciudad en ruinas. Calor y frío bajo la noche, calor y frío sobre la misma orilla. Cuerpo de mujer buscando en la noche, te despierta el viento. Ha traído un nombre semejante a un puerto. Los cabellos señalan al oriente si el viento quiere y el brazo del mar está sobre los tobillos de quien conoce la sed.
Más allá, sal en los ojos del náufrago. Viviendo de imsomnios entrecortados y la enemistad de un dios manchada en la camisa, han pasado los días.

viernes, 6 de febrero de 2009

A usted, desconocido lector…

Tal vez un mal destino te hizo poner los ojos aquí, tal vez un golpe de suerte. Buena suerte o mala suerte, aquí son la misma trampa. Bienvenidos los que se sientan a gusto, los demás traten de disimular el enfado…